Azofra

Historia

Vista de Azofra
Vista de Azofra

Azofra es una antigua villa situada en el camino  medieval de Nájera a Santo Domingo de La Calzada, por lo que fue desde siempre un lugar de paso importante entre ambas ciudades camino de Santiago.

Azofra es un pueblo abierto, pueblo-calle, cuyas casas se sitúan principalmente a lo largo de un camino al ser mucho más largo que ancho con urbanización de camino, con una calle principal llamada desde siempre Calle Mayor o Calle Real, otra hacia el exterior  paralela, llamada tradicionalmente Calle del Sol o Campo de Sol, seguramente porque esta orientada al sur o mediodía y otras más o menos perpendiculares entre ambas. La iglesia parroquial, dedicada a Nuestra Señora de los Ángeles, verdadero nervio de la vida de Azofra desde sus orígenes, se sitúa en un pequeño altozano, precisamente entre ambas calles principales de la villa, como indicando que es el motor y el corazón del pueblo.

La mayoría de los vecinos de Azofra son agricultores propietarios. Los productos tradicionales de sus tierras son el cereal y el vino.

Por Azofra, a pocos metros del pueblo, pasa el río Tuerto, que nace en los montes de Villar de Torre y desemboca en el Najerilla por debajo de Hormilleja. En su recorrido forma un delicioso valle, conocido por el nombre de Valle de Cañas, que lo forman los siguientes pueblos: Villar de Torre, Villarejo, Cañas, Canillas, Torrecilla sobre Alesanco, Alesanco, Azofra, Hormilla.